martes, 31 de mayo de 2016

Los Doce Moros jugando a las cartas, la leyenda convertida en realidad

"La Santa Cena" de Vicente López
Así sucedió con la popular leyenda gaditana de "Los doce moros jugando a las cartas", ya convertida en un hito, pues a raíz de esta leyenda se descubrió bajo tierras gaditanas decenas de galerías subterráneas pertenecientes a distintas épocas de la Historia, desde los romanos hasta la actualidad.

Sucedió allá por los años cincuenta, (dato aún por confirmar,),unos niños de temprana edad se adentraron por una de las famosas cuevas que existen en el casco antiguo de la ciudad, popularmente conocidas como "Cuevas de Mariamoco". Hay quienes aseguran que se perdieron recorriendo estos pasadizos subterráneos para luego, tres días más tarde aparecer por otra de las entradas de estas cuevas situada en la Playa de Santa María del Mar, demostrando así que esos túneles estaban conectados unos con otros.

La noticia se hizo eco en diferentes periódicos.

Los niños recorrieron la ciudad bajo sus entrañas, pero lo más sorprendente fue cuando aseguraron haber visto en una especie de sala y en penumbras, a "doce moros alrededor de una mesa jugando a las cartas". Al tratarse de unos críos que llevaban varios días perdidos y sedientos, pensaron que su imaginación les había jugado una mala pasada y que quizás habrían delirado.

La noticia tuvo repercusión y dió carpetazo con el cese de casi todas las entradas a estas galerías subterráneas, no olvidándose así la expresión de "los doce moros jugando a las cartas" que se fue pasando de boca en boca hasta convertirse a día de hoy en una popular leyenda. Pero como bien decía, hace unos años la leyenda se convirtió en realidad cuando un grupo de investigadores y tomando como base esta popular leyenda, se adentraron y recorrieron las galerías hasta dar con algo insólito y asombroso, bajo el barrio del Pópulo: una cripta de enterramiento en la que aparecieron doce estatuas de mármol alrededor de una mesa, representando quizás a los doce apóstoles de Jesús.

Actualmente, según los descubridores de este hallazgo, esas estatuas permanecen sepultadas en la cripta de enterramiento pero fotografiadas ante notario, esperando quizás a que alguien, algún día y con el suficiente poder administrativo, abran sus puertas para que todos podamos contemplarlas.

Cristina Álvarez

Fuente: Misterios de Cadiz

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No dudes en dejar tu opinión. Siempre se puede aprender más y corregir errores gracias a quien lee este blog.