miércoles, 29 de junio de 2016

Charlatanes de feria, León Salvador Pascual

Imagen de 20 minutos
Recuerdo de niño a los charlatanes o charlabaratos de feria.

Estos feriantes montaban sus tenderetes y mediante una continua verborrea eran capaces de vender cualquier cosa.  Recuerdo una compra que hizo un familiar mío tras una magnifica perorata donde vendía un abrelatas a buen precio, añadía a este si no recuerdo mal, un pelador de patatas, un sacacorchos y un rallador, a la vez que iba añadiendo algo iba bajando el precio lo que hacía que la compra pareciera cada vez más ventajosa y por lo tanto un mayor chollo comprar lo que se ofrece. No sé lo que duraron esos utensilios. Sé que el pelador de patatas perdió el mango esa misma noche.

Hubo verdaderos artistas entre estos feriantes. Uno celebre considerado en su momento el mejor charlatán fue León Salvador Pascual, nacido en 1873en La Pedraja de Portillo (Valladolid).

León llegó a Bilbao a principios del siglo XX, para las fiestas   en el mes de agosto, empezó a vender sus mercancías en la calle de la Estufa(Arenal) y más tarde en la Gran-Vía a partir de la Plaza Circular, en el Campo Volantín trabajó muchos años. Montaba su tingladillo y con voz potente se dedicaba a la oratoria comercial, León Salvador de joven era mofletudo y buen bigote decía de si mismo que tenía una cara de "Pan de Munición”, bien trajeado, corbata y sombrero otras veces llevaba txapela y un lápiz en la oreja derecha. Vendía: relojes, leontinas (todo en oro de ley) pulseras, paraguas, pipas pero el producto que le hizo más popular las hojas de afeitar marca: Piel Roja fabricadas cerca de Irún

El escritor pamplonica Galo Vierge "Bonarillo" lo describe con gracia."Subido sobre un tabladillo profusamente iluminado con dos grandes bombillas a su derecha y a su izquierda como una guardia de honor, dos viejas maletas portadoras de los famosos relojes, brochas y cuchillas de afeitar, lápices y pitilleras que le dieron fama y dinero ¡Duros a peseta! Como León Salvador no hay nadie ¿No ven ustedes que soy como un gran artista que trabaja siempre a teatro lleno? !Anímense que solo llevo engañándoles cincuenta años ¡El primitivo altavoz difundía crujiente y a los cuatro vientos su voz de esparto. Señores, advertía, mientras se santiguaba mirando al cielo, les ofrezco a Vds. un hermoso reloj del sistema patatometro, con su correspondiente cadena de tres duros. Y no esto solo, no, que va. El que se lleve el reloj y la cadena se llevará también lo que tengo en mi puño y cuando abría la mano, la sorpresa era general porque en ella escondía otro reloj, una cadena, una sortija y veinte duros en dinero ¡Casi nada! Esto es dinerito, dinerito del bueno, reiniciaba el chamullo ante los asombrados espectadores. Nada hay, señores míos, en este mundo más despreciable que el dinero, ved aquí en estas pecadoras manos, todo lo que he ganado hoy...Pues de nada vale, créanmelo ante la amistad, el amor, el talento y el heroísmo. El dinero lo corrompe todo en el mundo. Abre el grifo de los intereses, de la traición y la venganza, todo ello baldones de la humanidad. Védmelos en mi mano. Billetes mugrientos, que casi me queman de sujetarlos...Y tú, niño, ten cuidado que ya te he visto, como me querías guindar la peseta que se ha caído"

Fue tal el éxito de este feriante que llego a adquirir un descapotable marca Ford-T que le sirvió de improvisado tenderete y modo de transporte para su mercancía.

Falleció en Bilbao mientras trataba de vender su producto estrella, las hojas de afeitar “Pieles rojas”

Recomiendo leer este buen artículo.

Fuente: Blog de César Estornes

Siento no haber encontrado algun video de algun charlatan mas cercano y usare uno de América como ejemplo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

No dudes en dejar tu opinión. Siempre se puede aprender más y corregir errores gracias a quien lee este blog.